lunes, 7 de febrero de 2011

MONTAÑA BLANCA

EL CULATÓN - MONTAÑA BLANCA (2748 m.)
(Acceso a la “Normal” del Teide)


FICHA DE LA RUTA

TÉRMINO MUNICIPAL: La Orotava.
COMO LLEGAR: Por la carretera TF-21, que parte desde el término municipal de La Orotava, y que sirve de acceso al Parque Nacional del Teide desde la banda norte de la isla. Entre los kilómetros 40 y 41 está el aparcamiento dispuesto para el ascenso al Teide por la cara sur.
COMIENZO: Aparcamiento en El Culatón.
FINAL: Montaña Blanca (2748 m.).
DIFICULTAD: Media.
DURACIÓN: 4 horas.
LONGITUD: 8,5 Km. (i/v)
PROVISIÓN DE AGUA: No.
LUGARES DE INTERÉS: El Culatón; Panorámicas de Las Cañadas y de La Fortaleza; Huevos del Teide; Montaña Blanca (2748 m.).
VENTAJAS: Ruta de alto interés paisajístico. El Parque Nacional está catalogado como Patrimonio de la Humanidad. Conexión con la RUTA 7 (Montaña Blanca – Teide) y con la RUTA 6 (El Portillo – Montaña Blanca).
INCONVENIENTES: Hay que prever el horario de regreso, ya que en invierno hay menos horas de luz y suelen haber temperaturas muy bajas, incluso con nieve. Asimismo en verano la insolación es mayor con temperaturas muy elevadas.
TIPO DE RUTA: Senderismo en alta montaña.
CARTOGRAFÍA



DESCRIPCIÓN

El Teide desde la carretera TF-21.

En la carretera TF-21, ya metidos de lleno en el Parque Nacional y dirección al Parador Nacional, nos encontraremos junto a la carretera el Mirador de las Minas de San José, sobre el Valle de las Piedras Arrancadas; aproximadamente un kilómetro después, a mano derecha, llegaremos al aparcamiento de Montaña Blanca, un espacio abierto junto a un gran muro de cemento con un antiguo plano del acceso al Teide. Desde este lugar comienza una pista forestal con firme muy pedregoso y en suave ascenso junto a una lengua de lava conocida como El Culatón, una colada lávica proveniente de una erupción a los 2516 metros de altitud, perteneciente al conjunto geológico de Montaña Blanca; al otro lado de la carretera, hacia el circo de las cañadas, podemos observar otro mar de lava compuesto de grandes piedras volcánicas, llamado el Tabonal Negro, perteneciente a la erupción principal de Montaña Blanca.
Montaña Guajara (2715 m.) desde el comienzo de la pista.

El recorrido comienza zigzagueante y entre grandes piedras a los bordes del camino, para más adelante abrirse paisajísticamente hacia Montaña Rajada (2494 m.), donde el camino discurre más en línea recta, con vistas a nuestras espaldas de Montaña de Guajara (2715 m.) y Montaña Pasajirón (2529 m.) resguardando ambas la mítica Degollada de Guajara, acceso normal al Alto de Guajara. Recorridos unos ochocientos metros desde el punto de partida, encontramos una bifurcación a la derecha que se dirige hacia una estación meteorológica con acceso restringido; a la izquierda, en este mismo punto, asciende en fuerte pendiente un sendero secundario hacia la cima de Montaña Blanca, que lo utilizaremos para el regreso.
Por la pista hacia Montaña Blanca.
Montaña de Guajara (2715 m).
Continuamos el recorrido por firme mas compacto, siempre formado por el llamado jable o vano, de color blanquecino; a nuestra derecha se extiende un valle cada vez mas espacioso bajo las faldas de Montaña Rajada (2494 m.), Montaña de los Valles (2224 m.) y Montaña de los Tomillos (2222 m.), destacando la Montaña de los Corrales (2257 m.) sobre la zona de Las Mostazas. A la izquierda las laderas agrestes de Montaña Blanca van despuntando las primeras imágenes de la cumbre del Teide (3718 m.) entre lavas de color negro; si el paisaje está nevado, como las fotografías que documentan esta ruta, las panorámicas son doblemente bellas.
La cima del Teide comienza a despuntar.
Laderas de Montaña Blanca.
Aproximadamente un kilómetro después, y siempre recorriendo la pista, encontraremos el final de la RUTA 6, denominada Montaña de los Tomillos, que se inicia a unos siete kilómetros en el Centro de Visitantes de El Portillo y termina en este punto concreto, junto a Montaña de los Conejos; podremos distinguir dentro del valle como discurre el sendero junto a Montaña de los Tomillos (2222 m.), que destaca de las demás por su color mas oscuro; este camino era el mas usado antiguamente por los recolectores de hielo, visitantes ilustres y exploradores que tenían intención de subir hasta la cima del Teide.

Al fondo las Montañas de Izaña (2382 m.) (d).
Riscos de La Fortaleza (d).
La pista sigue a partir de aquí zigzagueante y en suave ascenso; en la primera curva de izquierdas, veremos como un sendero estrecho se adentra por la derecha y por la base del Teide hacia el Corredor de Mario con dirección a Pico Cabras (2367 m.); nuestro camino continua por la misma pista, ignorando dicha senda, hasta encontrarnos con "Los Huevos del Teide", una explanada que alberga multitud de bombas volcánicas provenientes de las distintas erupciones del volcán, son rocas de enormes dimensiones dispuestas en un corto espacio y que guarecen a especies vegetales tales como Retamas del Teide (Spartocytisus supranubis), Alhelíes del Teide (Erysimum scoparium) y Margaritas del Teide (Argyranthemum teneriffae). Hay un camino alternativo a la pista que evita ésta a partir del cruce con la RUTA 6 y de recorrido más corto, pero no es aconsejable seguirlo ya que la erosión del terreno es cada vez mas patente debido a su alto desnivel en todo el trayecto.
Los "Huevos del Teide" y La Fortaleza al fondo.
A continuación rebasaremos unas cuantas curvas de la pista desde donde tendremos unas vistas espectaculares de La Fortaleza (2163 m.), formación geológica rocosa que compone uno de los bordes de Las Cañadas y donde crecen una de las pocas poblaciones de Cedros Canarios (Juniperus cedrus) que hay en la isla; al lado está la Montaña del Cabezón (2174 m.) y separando ambas cumbres está la Degollada del Cedro; en su base se encuentra la Cañada de los Guancheros, un amplio llano formado por la erosión de dichas cumbres.
Llano de las Brujas.
El Llano de las Brujas también es ampliamente visible, desarrollándose entre el sendero marcado como RUTA 6 que discurre junto a Montaña de los Tomillos (2222 m.) y la Montaña Negra y Montaña de las Lajas (2306 m.) ya casi en los límites del parque. Luego recorreremos unos trescientos metros en línea recta hasta llegar al comienzo de la RUTA 7, la llamada “ruta normal” de ascenso a la cima del Teide por el Lomo Tieso, pasando por la Estancia de los Ingleses y por el refugio de Altavista. Estaremos bajo varios ríos de lava que han sido los mas recientes que ha tenido el Teide, formados por grandes resbaladeras rocosas que en el momento de la erupción tuvieron su conclusión en este lugar; hay un pequeño vivac y varias indicaciones del Parque Nacional.
Últimos metros para la cima.
En la cumbre de Montaña Blanca a 2748 m. (d).
El Teide desde la cima de Montaña Blanca.

Tendremos que seguir el recorrido hacia la izquierda junto a una enorme roca volcánica solitaria y evitando la RUTA 7, el trayecto es evidente y tendremos que seguir hacia la cima ampliamente visible a unos quinientos metros. El firme es pedregoso, el recorrido casi llano y con ausencia de vegetación y cuando el abismo sobre Las Cañadas sea patente y no nos deje seguir adelante, hemos llegado al punto culminante de la ruta. Desde aquí hay una panorámica impresionante del circo de Las Cañadas, incluso de las Montañas de Izaña (2382 m.), pudiendo ver las cumbres más importantes, como la
Montaña de Arenas Negras (2346 m.), Montaña de la Angostura (2382 m.), el Roque de la Grieta (2575 m.), Montaña Pasajirón (2529 m.), Montaña de Guajara (2715 m.), Roque del Encaje (2329 m.), El Sombrero de Chasna (2405 m.), incluso los Roques de García que se alzan sobre el Llano de Ucanca, distinguiéndose también parte de él. A nuestras espaldas se alza majestuoso el Teide entre una combinación bellísima de colores ocres terrosos y negros volcánicos, distinguiéndose perfectamente el camino de subida a cumbre; más a la derecha está el Corredor de La Corbata, junto al cual asciende el espantoso teleférico, que desdice totalmente del paisaje del contorno.

Para el regreso, desandaremos el recorrido hasta las primeras curvas de la pista, donde nos tendremos que fijar a mano derecha como desciende un estrecho y bastante marcado sendero por las laderas de Montaña Blanca, la cual acabamos de coronar en los 2748 metros de altitud. El recorrido es muy evidente y va descendiendo paulatinamente y cada vez más resbaladizo debido a su desnivel, hacia la pista del inicio, pudiéndose distinguir perfectamente la totalidad del camino, que va entre el Culatón y la Montaña Rajada.

Camino de regreso.
Las vistas panorámicas de todo el entorno son espectaculares, prácticamente todo el recorrido de ascenso lo podremos ver desde esta senda y además acortamos un buen tramo; llega un momento en que el recorrido llanea sobre un firme bastante pedregoso y algo incómodo de recorrer, que nos lleva nuevamente a la pista de inicio. Una vez en ella, la misma nos llevará al punto de partida y por lo tanto al final de esta sencilla y bonita ruta dentro del Parque Nacional del Teide.



© Texto y fotografías de Francisco Fariña
Francisco_farina@yahoo.es
http://franciscofarina.blogspot.com/

8 comentarios:

  1. Un saludo !!

    Gracias por brindarnos estas magníficas fotos de una ruta espectacular con nieve.

    ResponderEliminar
  2. Bombas volcánicas o bolas de acreeción???

    ResponderEliminar
  3. Comunmente se llaman bombas volcánicas, porque se refiere a que son expulsadas "como una bomba o proyectil" violentamente por un volcán. Es cierto que en el argot científico y mas técnico se denominan de acreción no de "acreeción" como tu escribiste, refiriéndose a que crecen de tamaño mientras hacen su recorrido aéreo. De cualquier manera creO que todo el que lo lea sabe de que se trata.
    Saludos y gracias por tu correción.
    FRANCISCO FARIÑA

    ResponderEliminar
  4. Creo que no , las bombas volcanicas hacen recorrido aereo adoptando formas "de huso" , estos huevos se desprenden de las coladas rodando ladera abajo y no tienen nada que ver con las bombas volcanicas.

    Antiguamente si se hablaba que eran bombas volcanicas pero estudios más recientes demuestran que son bolas de acreción. Las de montaña blanca, los huevos del teide subiendo al refigio y algunas que hay en la bajada de pico viejo a Ucanca.

    Diego (Tacoronte)

    ResponderEliminar
  5. Supongo que tu eres entendido en el tema y seguramente será como tu dices.
    Saludos. FRANCISCO FARIÑA

    ResponderEliminar
  6. Asi es como es , las cosas como son.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. ¡Me encanta haber encontrado este blog! Felicidades, es genial. Niobe.

    ResponderEliminar
  8. Un trabajo excelente. muy bien explicado con buenas fotografías. Enhorabuena, Francisco.
    Miguel C.

    ResponderEliminar